Plan de escape… ¿Es la diabetes tu Alcatraz?

AlcatrazDurante nuestro viaje a la ciudad de San Francisco, para asistir a las Sesiones Científicas de la Asociación Americana de la Diabetes, tuvimos la oportunidad de hacer un poco de turismo en esa pintoresca ciudad. Mientras caminábamos por el área de los muelles vimos la muy conocida Isla de Alcatraz, donde se encuentra la famosa y antigua prisión federal por la que pasaron célebres criminales como Al Capone.

Al ver a esta isla en el medio de la bahía, el constante viento soplando, el fuerte oleaje y la fría temperatura del agua, pude relacionarlo a esos sentimientos que en ocasiones nos provoca la diabetes tipo 1. En ocasiones pensamos que estamos encerrados, aislados, viviendo en la isla Diabetes. Miramos a la distancia y quisiéramos poder salir y llevar una vida sin diabetes. Quisiéramos dejar de sentir la constante marejada de glucosas fuera de rango, y no sabemos hacia donde caminar, por donde salir o si hay alternativa de un plan de escapatoria.

Así me sentí durante esos primeros meses luego del diagnóstico de Jaime, la pregunta era: “¿Cómo salgo de esta incertidumbre? ¿Tendremos una vida normal con diabetes?

boys y MigueJusto mientras miraba este histórico monumento, hoy día un centro turístico; me detuve a admirar otro regalo de la naturaleza… Miraba a Jaime, su alegría y su sonrisa, disfrutaba de como en ese instante creaba memorias junto a sus hermanos y su primo.

¡¡¡Logramos escapar!!! Si, nos escapamos de la tristeza, del pesimismo y del sentimiento de lástima que nos arropa e intenta hacernos ver como víctimas de esta película. Nuestro plan de escape… Sencillo, juntar toda la información y educación posible para utilizarla de manera efectiva en el momento necesario.

Ahora, vivimos libremente, educamos a Jaime a vivir de manera saludable y observamos como disfruta su niñez. Una niñez que no se ha visto interrumpida u opacada por la Tía Bety, una niñez que le ha permitido disfrutar y ser un chico feliz y saludable de 11 años.

Cuando tomé esta fotografía, ya habíamos terminado nuestra participación en las Sesiones Científicas de la Asociación Americana de Diabetes; felices de haber visto viejos amigos que también trabajan apoyando y educando acerca de diabetes y con mucho positivismo de que nuevas cosas están pasando. Cosas nuevas vienen, nueva tecnología, mejores alternativas…

Seguimos ayudando a otros a escapar de esos sentimientos de soledad y desasosiego que provoca esta complicada y caprichosa condición llamada diabetes tipo 1.

Pronto estaremos compartiendo con ustedes nuestras experiencias en la #2014ADA.