Hay que estar preparados y atentos

En la vida nos enfrentamos a un sinnúmero de situaciones que están fuera de nuestro control, estas pueden ser accidentes o desastres naturales. Los desastres naturales, ya sean terremotos, huracanes, lluvias fuertes, tornados, etc. son situaciones que nos afectan a todos y pueden complicarse aun más si tenemos alguna condición de salud crónica. Estas son situaciones que no nos gustaría que sucedieran, pero en caso de que sucedan debamos estar listos.

Si ese fenómeno natural nos permite prepararnos tenemos unos días de anticipación para organizarnos, más sin embargo en el caso de los terremotos o tornados que básicamente llegan sin aviso, el tener un plan establecido es muy favorable.

Plan de preparación:

Bulto de emergencia

Comenzamos por mantener un bulto con los suplidos médicos  necesarios por lo menos para 2 semanas. ¿Y que hacemos con la insulina? Mi recomendación es mantener el bulto de suplidos cerca de la nevera, de esta forma en caso de ser necesario salir de prisa del hogar podrás tomar ambas cosas. ¿Qué debe tener este bulto?

  • Glucómetro,lancetero, tirillas, jeringuillas, alcohol, glucagon, tabletas de glucosa, meriendas para tratar hipoglucemias, sets de infusión, baterías adicionales (para glucómetro o bomba de insulina) y lancetas.
  • Documentación medica

Artículos de primera necesidad

  •  Un galón de agua por persona, para un mínimo de 3 días.
  • Un suministro de alimentos no perecederos para 3 a 5 días.
  • Un botiquín y manual de primeros auxilios.
  • Una radio que funcione con baterías, linternas y baterías adicionales.
  • Herramienta multiusos
  • Sacos de dormir (sleeping bag) o mantas adicionales.
  • Productos para purificar el agua, como tabletas de cloro o yodo, o cloro común de uso doméstico sin aroma.
  • Medicamentos recetados y artículos para necesidades médicas especiales.
  • Ropa y calzado
  • Comida para bebés o fórmula preparada, pañales y otros artículos para bebés.
  • Artículos de higiene personal, como jabón, pasta dental, toallas higiénicas, etc.
  • Documentos personales (listado de medicamentos, recetas, titulo de propiedad, certificados de nacimiento, pasaportes, pólizas de seguro, etc.)
  • Celulares y los cargadores
  • Repelente de insectos

Organizar y  Crear un plan de emergencia

  • Este plan de emergencia debe cubrir desde que hacer en caso de una evacuación del hogar hasta la preparación previa del menú a ser ingerido en caso de no tener servicio eléctrico. Es importante recordar que durante estos días es muy probable que los niños no puedan jugar a fuera y esto puede provocarles alguna ansiedad y resulte en una ingesta mayor de alimentos. MUCHO OJO con las glucosas.
  • Abastecer el auto con la gasolina necesaria.
  • Si tuvieran que evacuar su hogar, deben conocer de antemano a donde se trasladarían, también es recomendable notificar a otros familiares su plan de evacuación, de esta forma conocerían su localización.

Manténte informado

No es cosa de alarmarnos, si es cosa de estar informados y preparados. Manténgase pendiente a los boletines o noticias que vayan surgiendo. Aquí comparto unos links que son muy buenos para mantenerse informados.

National Oceanic and Atmospheric Administration (NOAA)- National Hurricane Center

Weather Underground

U.S. Geological Survey

En estas situaciones de emergencia hay muchas personas que pueden necesitar nuestra ayuda, si conoces de alguien o alguna familia que necesite de tu ayuda, no dudes en hacerlo. Durante estos fenómenos las emociones de nuestros niños pueden afectar los niveles de glucosa, así que muy pendientes. Lo importante es mantener la calma y actuar de manera efectiva y responsable.