Fórmula ganadora para una buena salud

5-1-0

¿Qué significan estos tres números? Definitivamente no son los números de una glucosa en rango, ni tampoco los números ganadores de la lotería. Son tres números que nos ayudarán a recordar unas reglas básicas para proveerle a nuestra familia unos buenos hábitos alimenticios y por ende una mejor salud. ¿De qué se trata?

5 o más porciones de frutas o vegetales al día. Esto es alrededor de ½ taza de frutas o vegetales cortados en trozos.

¿Cómo hacemos estas frutas y vegetales más apetecibles para nuestros chicos?

Mantengamos las frutas y vegetales en un lugar visible y de fácil alcance para los niños. En el caso de nuestros dulces guerreros, podemos preparar unos envases o bolsitas con la porción correspondiente y su conteo de carbohidratos.

Integra a los niños al proceso de escogido de las frutas y vegetales. De igual manera hazlos partícipes en el proceso de limpieza y organización de las mismas. A los chicos les encanta sentirse útiles.

Sirve frutas y vegetales en todas las comidas y meriendas.

¡Se creativo! Inventa caras, figuras, haz el proceso alimenticio entretenido y atractivo para el niño.

Hagan un listado de las frutas y vegetales que aún no han integrado a su plan de alimentación y creen un plan para ir añadiéndolas, esto ampliará las opciones alimenticias de toda la familia.

Se recomienda realizar 1 hora de actividad física diaria. Con esto ayudamos a mantener el corazón de nuestros chicos sano y fuerte.

Organiza juegos donde estén activos pero que sean divertidos, que disfruten y puedan pasarla bien. De esta manera los chicos estarán haciendo ejercicio sin saber que lo están haciendo.

Traten de caminar en familia alrededor de su vecindario, disfruten del aire libre.

Si tiene consolas de video juegos, escojan algún juego que promueva la actividad física, hagan competencias entre ustedes mismos.

Si puedes utilizar escaleras en lugar del elevador, hazlo.

No busques el estacionamiento más cercano a tu destino (claro siempre y cuando sea un lugar seguro). De esta manera estarán caminando un poco más, cada paso cuenta.

Water0 bebidas azucaradas. Además de que las bebidas azucaradas provocan caries en los dientes de nuestros niños y tienen cero valor nutricional, estas son una de las principales causantes de la obesidad infantil. ¿Qué son bebidas azucaradas? Los jugos de fruta, el té frío endulzado, las bebidas deportivas y los famosos refrescos o colas.

Cuando utilicemos jugos debemos asegurarnos que sean 100% jugo de frutas. El consumo de los jugos debe limitarse a una vez por día en niños de 1 a 6 años y dos veces por día en niños de 7 a 18 años, excepto en casos que sea necesario utilizarlos para tratar hipoglicemias. Si los chicos van a beber leche, debemos escoger la baja en grasa (para niños mayores de dos años).

Ofrezca agua cuando su hijo le diga que tiene sed. No hay nada mejor para hidratar nuestro cuerpo que el agua. Cuando salgan de su hogar, trata siempre de llevar una botella con agua, de esta manera evitará que su hijo se antoje de un refresco o jugo y lo vas acostumbrando a mantener su cuerpo hidratado con agua. Sugerencia: En el mercado hay botellas de agua que ya tienen un filtro de agua en su interior, de esa manera puedes utilizar cualquier fuente de agua potable para rellenarla.

Existen varios productos, en polvo, que se le añaden al agua y cambian su sabor, sin añadirle calorías y azúcares. Son muchos los cuestionamientos acerca de los ingredientes de estos polvos y nada será más saludable que un refrescante vaso de agua. Mi sugerencia, NO acostumbres a tu hijo a utilizarlos.

¿Sencillo? 5-1-0. No olvides, es nuestra responsabilidad criar niños saludables, y conscientes de la importancia y los beneficios que brinda una buena alimentación, junto a la actividad física. En el caso de nuestros niños con diabetes tipo 1, la alimentación correcta es fundamental en el manejo de sus glucosas.