Las maniobras de mantener la bomba de insulina en un niño activo

Papel Adhesivo del Omnipod

Nuestro niños son muy activos, por más cuidadosos que ellos sean, siempre ocurrirán accidentes en los cuales la bomba de insulina sufrirá. En nuestro caso el Omnipod tiene un papel adhesivo que lo sujeta del cuerpo. A veces jugando pueden golpearlo y provocar el despegue del mismo, también dependiendo del clima (calor) o exposición al agua puede comenzar a despegarse por las esquinas. Pero esto no debe ser motivo de problemas mayores, pues hay varia soluciones para mantenerlo adherido al cuerpo. Jaime, es un niño muy activo y juguetón con sus hermanos, y hemos tenido varios accidentes en las que el pod se despega un poco, hemos encontrado soluciones para evitar el cambiarlo, más aun cuando la insulina esta siendo administrada de manera correcta.

Esta malla ligera y permitirá el flujo de aire al área y es ideal cuando se utiliza el pod en el brazo o muslo. Viene en dos tamaños, personalmente prefiero el más ancho pues es más cómodo, aunque siempre tiende a estirarse.

“Pre wrap”- es un “foam” muy delgado, http://pharmacy-no-rx.net/xenical_generic.html utilizado por los atletas. Cuando Jaime juega tenis y su pod esta en el brazo lo utilizamos para protegerlo de los movimientos bruscos mientras corre. En estos días lo hemos utilizado para mantener en su lugar un pod que esta trabajando a la perfección, el papel adhesivo se ha despegado un poco y quiero mantenerlo lo más posible. Viene en variedad de colores, se puede comprar en tiendas especializadas en deportes.

En la página de Internet del Omnipod encontrarás otros artículos, que van desde pegamentos, cintas adhesivas y lociones para la piel que te ayudarán a mantener el pod adherido a la piel.

Recuerda que nuestros niños necesitan jugar, y estar activos; no podemos prohibirle que lo hagan por temor a que la bomba de insulina se despegue. Hay que dejarlos jugar y si podemos tomar medidas preventivas para proteger el lugar de infusión de insulina, debemos hacerlo. La prioridad es el niño, no la bomba de insulina.